Incorporando las afirmaciones

26 agosto, 2015 § 1 comentario

Jen MacNeill

Jen MacNeill

A estas alturas ya no puedo ocultar que soy más de pensar las cosas, idear y planificar que de hacer. Aunque es cierto que cada vez me resulta más fácil pasar a la acción, sigo llenando libretas de listas que raramente cumplo.

Hace una semana, volví a empezar con las sesiones de coaching, a través de un intercambio de servicios. Me gusta tener a alguien con quién planificar lo que quiero hacer, que me de herramientas para ser más efectiva i productiva, y que además supervise. Esta parte es imprescindible porque de esta manera cumplo más fácilmente con mis objetivos.

En esta ocasión hemos empezado a trabajar las afirmaciones. Había leído un poco sobre el tema, pero no era algo en lo que yo confiara demasiado a priori. Ahora ya llevo una semana con la rutina diaria de escribir tres afirmaciones, un agradecimiento y la lista de tareas del día (no más de seis) al levantarme, y el balance hasta ahora es positivo.

Este pequeño hábito me está ayudando a centrarme en lo que voy a hacer a lo largo del día, además de reforzar mi autoestima y hacerme más consciente de las cosas buenas de mi vida. Es un ejercicio que recomiendo.

Me doy cuenta de que lo que empezó como una terapia necesaria para una época complicada de mi vida, ya se ha asentado en mí como una nueva forma de vivir. Quererme y cuidarme es mi objetivo principal, y sin casi proponérmelo voy introduciendo pequeños cambios que me llevan hasta ahí.

Mi mente aún va muy de prisa, sigue me sigue jugando malas pasadas y por supuesto no siempre es fácil controlar ciertas emociones (el sentimiento de culpa sigue muy presente todavía), pero estoy aprendiendo a identificar aquellas cosas que me son perjudiciales y a hacer algo para revertir la situación.

Ahora, después de unos días de visita familiar, en los que hemos recorrido la ciudad, comido en sitios deliciosos y disfrutado de la compañía mutua, toca dedicarme un poco tiempo para mí. Estar en silencio, leer, ver alguna serie…si hace unos años alguien me hubiera dicho que disfrutaría de estar de vez en cuando en soledad no me lo habría creído.

Qué bonito comprobar que somos un lienzo en blanco que está en constante proceso de creación, ¿verdad?

Anuncios

Etiquetado:,

§ Una respuesta a Incorporando las afirmaciones

  • ¿Sabes? te entiendo, muy bien. Porque yo he llegado a ser la peor versión de mí mismo, a darme una mezcla entre pena y miedo sabiendo lo que podía hacer y hacía. Pero había que cambiar, y se hace poco a poco, despacito. Consolidando cada escalón, cada paso. Y lo curioso es que si disfrutas del hecho de estar sola, es porque, poco a poco, vas estando a gusto contigo.
    Besos
    Fer

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Incorporando las afirmaciones en yoantesescribia.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: